CALABAZA RELLENA VEGANA

Todo acerca de la calabaza

 

La calabaza dulce es una de los tantos tipos de calabaza que existen como parte de las curcubitaceas. 

 

Aunque usualmente se entiende a la calabaza como una verdura, en realidad es técnicamente una fruta, ya que contiene semillas. Sin embargo, es verdad que hasta nutricionalmente es más parecida a las verduras que a las frutas. 

 

¿Por qué comer calabaza?

 

Más allá de su increíble gusto dulce y de la variedad de maneras de cocinarla, la calabaza es muy nutritiva y tiene muchos beneficios. 

 

  • Es muy baja en calorías y tiene un alto contenido de minerales y vitaminas. Por ejemplo, es una fuente de betacaroteno, el cual cuerpo convierte en vitamina A.
  • Es un gran antioxidante, lo cual previene el riesgo a algunas enfermedades crónicas. 
  • La calabaza, además de tener un alto contenido de vitamina A, también es fuente de vitamina C, las cuales son muy beneficiosas para el sistema inmunológico. 

 

Por otro lado, sus semillas también tienen grandes cualidades y, en vez de tirarlas, ¡Se pueden comer!

 

Son muy ricas y sanas como snack para disfrutar entre comidas. También las podés agregar trituradas a tus comidas o ensaladas para darles mayor valor nutritivo.

 

Las semillas de calabaza son fuente de distintos minerales como el potasio, el fósforo, el magnesio, el hierro, cinc y demás.

 

¿Por qué la calabaza es tan común en otoño?

 

La cosecha de calabazas tiene lugar en esta época de año, por eso es que la calabaza es característica de esta estación. Antes era solo común en America del Norte, sin embargo actualmente, se expandió por toda Europa.

 

Además, el 26 de octubre en Estados Unidos es el “Día Nacional de la Calabaza”, y el 31 de octubre se festeja Halloween, donde las calabazas cumplen un rol muy importante!

 

¿Qué otros platos puedo cocinar con calabaza?

 

Hay infinitos platos veganos que se pueden cocinar con calabaza, acá dejo algunas ideas!

 

  • Sopa vegana de calabaza
  • Pure de calabaza
  • Cheesecake de calabaza
  • Tarta de calabaza
  • Panqueques de calabaza
  • Risotto de calabaza
  • Cupcakes de calabaza
  • Calabaza asada

 

¿Qué es la soja texturizada?

 

La soja texturizada es muy utilizada en platos veganos y vegetarianos, por su parecido con la carne picada.

 

Hay varios tipos de soja texturizada distintos. Por ejemplo, está la soja texturizada fina (que es la más común), la soja texturizada gruesa, la oscura, la soja texturizada en trozos y demás.

 

La soja texturizada se obtiene de la harina de soja y es 100% natural. No contiene aditivos químicos o colorantes. En el proceso de extraer la soja texturizada de la harina de soja, ésta siempre queda deshidratada lo que hace que siempre que la quieras comprarla lo más natural posible, te conviene comprarla deshidratada.

 

Asimismo, la soja texturizada tiene una gran valor nutricional. Contiene un bajo contenido de grasas saturadas y sal, no tiene azúcares y es muy rica en proteínas y fibra. 

 

Muchos veganos y vegetarianos también la usan como la “carne picada vegana” ya que al cocinarla se puede llegar a asemejar bastante con ella. 

 

Por sí sola, la soja texturizada no tiene tanto sabor, pero al combinarla con otras especies y sabores su gusto cambia adquiriendo el de sus condimentos.

 

¿Cómo consumir la soja texturizada?

 

Una vez ya hidratada, la soja texturizada tiene millones de usos, se pueden cocinar platos como lasaña, albondigas, salsa boloñesa, relleno de berenjenas, o hamburguesas de soja.

 

Otro beneficio de la soja texturizada es que su período de conservación es largo, y es genial para tener en la alacena.


TIPS

 

  • Al cocinar la soja texturizada en la sartén, no hay que estar revolviendo y mezclando todo el tiempo porque si no no se va a dorar o tostar. Es importante mezclar un poco, después dejar que se cocine bien y a los 5 minutos volver a revolver.

 

  • La idea de agregarle el pan rallado a la calabaza una vez que esta ya tiene el relleno adentro no es fundamental. Es simplemente para que quede más crocante… ¡Queda muy rico! También se puede poner queso rallado vegano.

 

INGREDIENTES

 

  • ½ calabaza para asar o dulce 
  • 2 ajos picados
  • 1 cebolla pequeña
  • 1 taza de soja texturizada deshidratada
  • Aceite de oliva (cantidad necesaria)
  • Sal y pimienta (cantidad necesaria)

 

INSTRUCCIONES

 

  1. Dejar la soja texturizada en remojo (si está deshidratada). Colocarla en un bowl con agua durante más o menos 30 minutos. 
 
  1. Preparar una placa de horno con un papel de horno o papel de cocina y un poco de aceite de oliva en la base y colocar la calabaza arriba. Rociar con aceite de oliva, agregar sal y pimienta y cubrir con papel de aluminio. Cocinar en el horno por 25 minutos a 200 grados. 
 
  1. Por otro lado, escurrir y dejar secar la soja texturizada. Preparar una sartén con aceite, calentar el aceite por unos minutos, a fuego medio alto, y agregar un poco de condimento para fajitas. Agregar la soja texturizada previamente escurrida, añadiendo un poco más de condimento, sal y pimienta. Mezclar un rato y dejar que se dore. Luego, dar todo vuelta con una cuchara de madera cada tanto para que se dore de forma pareja. Reservar.
 
  1. Por otro lado, rehogar la cebolla picada junto con el ajo picado. Una vez lista, mezclar con la soja texturizada ya cocida. Reservar este relleno. 
 
  1. Sacar la calabaza del horno y quitarle las semillas formando un hueco como para colocar el relleno ahí. Una vez agregado el relleno, cubrir con un poco de pan rallado y cocinar en el horno unos 5/ 8 minutos más a 200 grados. ¡Lista para comer!

Deja un comentario