SOPA VEGANA DE NO POLLO

NADA COMO UNA SOPA CASERA CALENTITA

Esta sopa de no pollo es mucho más «suculenta» que las típicas sopas, y no hay forma que te deje con hambre! Además, es súper nutritiva por la variedad de vegetales que incluye. Sin embargo, el ingrediente principal es sin duda las setas ostra o gírgolas que van a reemplazar al pollo.

Si no las consigues o no te gustan mucho, siempre podés reemplazarlas por algún falso pollo vegano – hay varios en el mercado, mi preferido es el de Heura. Alternativamente, podés usar tofu cortado en cubitos, que siempre queda genial en sopas.

EL DRAMA DEL CALDO VEGETAL

En cuanto al caldo vegetal, es conveniente y mucho más sano prepararlo casero, aunque no siempre tenemos el tiempo. En principio, podés congelar en cubos de hielo tu caldo casero para usarlo en otra receta. Sin embargo, si tenés que comprar uno, te recomiendo usar los que sean bajos en sodio y tengan menos ingredientes artificiales. Siempre revisa la lista de ingredientes, vas a encontrar marcas más naturales que tienen muy pocos ingredientes, y hasta los venden en polvo en grandes latas!

Como siempre, los vegetales que uso en esta sopa sirven sólo con guía. Animate a probar con los que tenés en casa y experimentar distintos sabores de sopa! En mi opinión, el perejil sí le da un toque diferente así que intentaría que no falte ese ingrediente! (;

INGREDIENTES

  • 1 cebolla
  • 1 shallot o cebollín
  • 2 paquetes de setas ostra o gírgolas
  • 3 apios
  • 3 zanahorias
  • 1 puñado de hojas de espinacas baby
  • Perejil, cantidad necesaria
  • 2 dientes de ajo
  • 2 cdas de caldo vegetal en polvo bajo en sodio o un cubito
  • Sazonador de pollo, cantidad necesaria
  • 1 hoja de laurel
  • 2 cdas de levadura nutricional
  • Aceite de oliva, cantidad necesaria
  • 2 cdas de crema vegana o yogur de soja sin azúcar
  • Jugo/Zumo de medio limón
  • Sal y pimienta

INSTRUCCIONES

  1. Procesar o picar muy chiquita la cebolla, shallot, el apio y las zanahorias. Calentar aceite de oliva para cocinar en una sartén y agregar las verduras picadas – mezclar y cocinar unos minutos a fuego bajo.
  2. Cortar las setas en tiritas, usando tus manos para cortar
  3. Una vez que está todo bien ingegrado,agregar el caldo vegetal (prepáralo antes con agua hirviendo y las cucharadas de caldo en polvo), el laurel y el jugo de limón. Agregar sal y pimienta a gusto.
  4. Déjalo cocinar por unos 15/20 minutos, mezclándolo cada tanto. Una vez que esté casi listo, agrega la espinaca y el perejil.
  5. Síguelo cocinando por unos 5 minutos más, y ya está lista para comer! Servir en una taza con un poco de perejil fresco.

Deja un comentario