TARTA DE MANZANAS VEGANA

DISTINTAS ALTERNATIVAS DE TARTAS VEGANAS

Así como la tarta de manzana vegana, hay muchas variantes y opciones para acompañar la hora del té. Para empezar, existen distintas variantes y estilos de esta misma tarta vegana.

Esta receta de tarta de manzana vegana es de las más tradicionales y fáciles. Sin embargo existen otras recetas de tarta de manzana más elaboradas como si fuese un pastel. Para ello, se rellena la tarta y se agrega crema o nata pastelera vegana, y otra capa de masa arriba. También, en lugar de las manzanas, esta tarta se puede preparar con frutos rojos o albaricoque o damasco.

Por otro lado, se pueden variar los macerados que se realizan en las manzanas o frutas principales de la tarta. Se puede evitar la canela, y reemplazar por clavo, o cambiar el vino dulce que se le agrega por Moscato o Mistela. Otras variantes a esta clásica tarta de manzanas vegana puede ser la clásica tarta galesa (que también lleva manzanas, pero en compota).

LA CLAVE ESTÁ EN LA MASA DE TARTA DULCE

Al hacer la tarta de manzana vegana o apple pie vegano, una buena base de masa es lo más importante. La masa no vegana está generalmente hecha de harina, azúcar y manteca o mantequilla. Al intercambiar estos ingredientes por veganos no se genera ninguna diferencia, ¡el gusto sigue siendo igual de rico y mucho más saludable!

Se puede jugar con las harinas para que no sea simplemente harina blanca, sino integral o de otros granos. De hecho, se puede preparar con una mezcla de harina sin gluten.

Por otro lado, reemplazar la mantequilla por una de origen vegetal es una forma muy sencilla de reducir la grasa animal y colesterol de la receta. Es muy importante dejar que la masa se dore y se endurezca un poquito para que quede bien crocante. La diferencia de texturas que se genera entre el relleno blanco y tibio y la masa crocante es lo que hace especial a la tarta de manzana, creando el famoso “crumble”. 

INGREDIENTES

Para la masa:
  • 2 tazas de harina de espelta
  • ½ taza de harina integral
  • 4 cdas de agua helada
  • 1 taza de margarina o mantequilla vegana fría cortada en cubos
  • 3 cdas de azúcar de caña o mascabo
  • 1 pizca de sal
Para el relleno:
  • 6/7 manzanas rojas
  • 2 cdas de maicena
  • 1 pizca de nuez moscada
  • Zumo/jugo de medio limón
  • 1 cda de canela
  • ⅓ taza de azúcar de caña o mascabo
  • Vino dulce o vino mistela (cantidad necesaria)
  • Leche de almendras sin azúcar (cantidad necesaria)

 

INSTRUCCIONES

  1. Para la masa: Mezclar los ingredientes secos (harina, azúcar y sal). Luego, agregar la mantequilla y unir los ingredientes amasando con las manos mientras se agrega el agua fría de a poco. Una vez lista, cubrir con papel film o colocar en un bowl con tapa y luego en la heladera/nevera durante mínimo 40 minutos. Este paso es muy importante ya que la masa debe estar fría a la hora de manipularla.
  2. Mientras se enfría la masa, comenzar a preparar el relleno. Pelar las manzanas, sacar su cabito y cortarlas en rodajas finitas. Colocar las manzanas en un bowl con todos los ingredientes del relleno y mezclar bien. Reservar y dejar macerar para que se integren los sabores. La maicena hará el famoso crumble y la tarta quedará crujiente.
  3. Sacar la masa de la nevera o heladera, estirarla en una placa enmantecada y enharinada. Una vez lista, pinchar la masa con un tenedor reiteradas veces para que no se infle y colocarla en el horno precalentado a 180 grados. Cocinar aproximadamente 10/15 minutos.
  4. Una vez que la mesa esté precocida, agregar el relleno por encima de la masa, pincelar con un poco de leche de almendras sin azúcar y volver a colocar en el horno para que se cocine 25/30 minutos más hasta que la parte de arriba se vea dorada y crocante. Una vez que este lista, retirar y dejar enfriar. ¡Ya está lista la tarta de manzanas vegana! Espolvorear con azúcar glass/impalpable. ¡Se puede servir con una bocha de helado vegano de crema/nata!

Deja un comentario